DÍA MUNDIAL DEL CÁNCER DE MAMA

El 19 de Octubre es el Día Mundial del cáncer de mama y desde ec-europe queremos aprovechar esta fecha para hablar sobre este tipo de cáncer.

El cáncer de mama es el tipo más frecuente en mujeres. Esta enfermedad se desarrolla cuando aparece un crecimiento descontrolado de las células de los tejidos que forman la glándula mamaria: los conductos (vías que transportan la leche al pezón) y los lóbulos mamarios (glándulas que producen la leche).

El cáncer de mama suele ser asintomático en estadios tempranos. El síntoma más común es la presencia de una masa (tumor) que indica con frecuencia un estadio avanzado de la enfermedad. El tumor suele ser de tamaño variable, firme, indoloro o levemente sensible, irregular, de límites poco definidos y habitualmente de consistencia dura. En ocasiones se observa secreción por el pezón. El dolor, síntoma poco frecuente, puede aparecer en algunos casos. Las deformaciones de la mama, como la retracción del pezón, la aparición de hoyuelos y el edema de la piel (piel de naranja), son algunos signos de enfermedad avanzada.

En un día como hoy queremos hacer especial énfasis en que el cáncer de mama tiene más posibilidades de curarse cuando se detecta antes.

Existen dos estrategias de detección temprana para el cáncer de mama: diagnóstico temprano y detección. La mamografía, una radiografía de la mama, es la mejor prueba de detección para reducir el riesgo de morir por cáncer de mama. La biopsia y la resonancia magnética de mama también son pruebas importantes para establecer el diagnóstico final.

Una vez que el paciente tiene un diagnóstico, el médico determina la mejor opción de tratamiento según el tipo de cáncer de mama, su estadio, si las células cancerosas son sensibles a las hormonas, la salud general y las preferencias del paciente. Existen varios enfoques terapéuticos: cirugía, radioterapia, quimioterapia, terapia hormonal y dirigida que pueden usarse de forma individual o combinada.